Inici / Esports / Llega el Mundial de Brasil
Hoy jueves, comienza el mundial más polémico de los últimos tiempos

Llega el Mundial de Brasil

Llegó el gran día. El fútbol empieza; siguen los problemas. Son 32 las selecciones empiezan su camino hacia la conquista de la Copa del Mundo 2014. Mucho ha llovido desde que se anunció que el Mundial de 2014 se jugaría en Brasil; han sucedido cosas que nunca se habían visto en otros países acogedores de este gran acontecimiento futbolístico. Pero nada ha podido con Blatter y su afán –por distintas razones– de celebrar esta competición en el país brasileño.

Las obras, tres veces más costosas de lo previsto por el gobierno local (y que casi han llegado a los 4.000 millones de dólares), han durado hasta el último minuto. El sobrecoste de los estadios es una de las grandes razones por las que miles de brasileños se lanzaron, lanzan y, con mucha seguridad, lanzarán a la calle para protestar. Pasó en la Copa Confederaciones, está pasando con el Mundial y pasará –reitero, con casi total certeza– en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro de 2016 (aunque éste se desmarque de la FIFA, los problemas residen mayoritariamente en los mismos aspectos).

Pero qué más da, si al fin y al cabo las manifestaciones son, como dijo el alcalde de Manaos, “parte de la belleza del Mundial y de la fiesta” (después de afirmar que desconocía la mayoría de reivindicaciones que se realizaban en el país). A la misma hora del inicio del primer partido del Mundial, arrancaran todo un conjunto de manifestaciones en siete ciudades sede que movilizarán a miles de personas que aunque vean ignoradas sus protestas no dejarán de luchar. Ahora, más que nunca, tienen la oportunidad de hacerse notar, de demostrar a todo el mundo que el fútbol no debe ponerse por delante de todo. Miles de medios de comunicación estarán pendientes de lo que pase en Brasil. Y aunque la mayoría estará en los campos, algunos se preocuparan por lo que pasa en la calle. Éstos deben ser precisamente el altavoz que no han tenido durante los últimos años.

Lo peor de todo el dinero invertido es que se han construido en algunas ciudades cuyo equipo no está ni en la primera, ni segunda ni tercera división brasileña. Lo dijo incluso la estrella del fútbol brasileño Pelé: “parte de este dinero podría haber sido invertido en escuelas o en hospitales”. Pero no. Para qué invertir en una mejoría de la sociedad brasileña cuando pueden tener a los mejores jugadores del mundo en estadios que a partir del día 12 de Julio no van a tener ningún uso.

Estemos todos pendientes de cómo juega nuestra selección, no vaya a ser que después de todos los obreros difuntos y todo el dinero invertido no gane una copa que se ha puesto por delante de cualquier de todas aquellas personas que luchan por sobrevivir día tras día. Lo peor, lo más triste y lo más incoherente de todo es que incluso un servidor, a sabiendas de todo lo que está ocurriendo, va a estar esta noche a las 22 horas en punto para no perderse ni un minuto del partido inaugural, que, pese a toda la lucha realizada por los ciudadanos de Brasil durante estos últimos tres años, se va a celebrar.

Llegó el día. Blatter, sin ningún reparo, ha ganado. Pero el fútbol, sin cualquier tipo de duda tampoco, y por todo lo que supone socialmente, culturalmente e ideológicamente, ha perdido.

Hoy jueves, comienza el mundial más polémico de los últimos tiempos

Hoy jueves, comienza el mundial más polémico de los últimos tiempos

Jordi Carné Sempere
Estudiant de periodisme a la UAB i àrbitre a la FCF. Flautista i amant de tot allò que es pot arribar a transmetre amb la música i la resta d’arts. Interessat en l'esport en general, però sobretot en el futbol, nacional i internacional.

Deixa un comentari

La teva adreça de correu electrònic no es publicarà. Els camps obligatoris estan marcats *

*